NOSOTROS

Nuestra Misión

Los que trabajamos en CGE pretendemos servir a nuestros clientes en todas las situaciones y necesidades que se les presenten, es decir queremos que piensen en nosotros, como su rueda de auxilio y nos busquen tanto para solucionarles problemas como para aconsejarlos cuando se les presenten proyectos de negocios, inversiones, contratos, oportunidades, etc., tanto en su faz laboral, como personal.

Para ello pensamos en el Derecho, nuestra herramienta laboral - y su análisis económico –eficiencia ineficiencia; o costo beneficio, como prefiera llamársele-, como la clave para obtener el mayor beneficio económico posible de cada situación, ya sea un contrato, una licitación, un juicio, una inversión, una idea, una oportunidad, etc.

Nuestra Visión

A través de los tres principios fundamentales que nos rigen - Integridad, Eficiencia y Compromiso - nos enfocaremos en convertir a CGE en modelo de excelencia, no sólo en Tucumán, sino en la región, comprometiéndonos para con nuestros clientes a fin de encontrar soluciones a todas sus necesidades y dentro de las distintas disciplinas a las que se dediquen, logrando transformar lo intangible en resultados tangibles.

Principios que nos rigen

Integridad, eficiencia y compromiso.

Estos tres Principios fundamentales son el alma de Colombres, Giraudo & Estofan.

Integridad pues somos Abogados, Auxiliares de Justicia y sabemos que tenemos una obligación de rectitud profesional y personal hacia la sociedad. Por ello practicamos el Derecho conforme a bases éticas, logrando el éxito de nuestros clientes sin nunca poner en peligro el buen nombre o reputación de los mismos.

Eficiencia porque es lo que hoy demanda el cliente y porque ello es lo que logrará el resultado pretendido, y en el momento necesario. La pro actividad y estar siempre un paso delante es uno de nuestros principios rectores. Nada es más penoso y frustrante que la solución que llega tarde, por que ha dejado de ser solución.

Compromiso porque nuestra sociedad más importante es la que formamos con nuestros clientes. Los intereses de éstos son el verdadero corazón de nuestro negocio y luchamos día a día para lograr la mayor excelencia en todo lo que hacemos por ellos. Así sentimos lograr nuestros objetivos cuando UD logra los suyos. Para ello trabajamos duro para conocer mejor a nuestros Clientes, sus negocios, sus metas, y hasta sus competidores.

Los que hacemos CGE, queremos brindarle un trato diferencial, sin importar su nombre, ni el de su empresa, y es por ello que en Colombres, Giraudo & Estofán, Usted será siempre atendido en persona por alguno de los socios, obteniendo de esa forma un trato directo y sincero con quien se ocupa de sus asuntos.

Un conocedor de Marketing diría que siempre hay que tratar de ser el primero; si no se puede ser el primero, hay que ser el mejor; si esto no es posible, hay que ser diferente. Entonces: ¿en qué se diferencia Colombres, Giraudo & Estofán del resto de las ofertas de estudios jurídicos que existen en el mercado local? En que nuestro asesoramiento se destaca gracias al enfoque especializado que se da a cada caso, consulta y/o tema en particular. Buscamos siempre un enfoque y una visión abordada tanto desde la óptica jurídica, económica, financiera y racional, avalada por los estudios de grado y postgrado realizados por los profesionales y consultores del estudio y por la experiencia adquirida por estos en otros importantes estudios jurídicos e instituciones financieras.

Cómo trabajamos

Nuestro objetivo primordial es comprender las reales necesidades del cliente, y satisfacerlas teniendo como punto neurálgico la eficiencia en las labores encomendadas. A tal fin, y atento la realidad de nuestro sistema judicial, antes de llegar al litigio, agotamos la instancia previa de la negociación prejudicial, pues creemos firmemente en que la gran mayoría de los cuestiones que surgen en la vida de una empresa y/o de cualquier persona deben solucionarse de forma extrajudicial. Ello se traduce en menor tiempo y costo para el cliente.

Por ello la negociación constituye uno de los pilares primordiales en nuestro servicio, pero una vez agotada esta instancia, nos abocamos tenazmente al litigio, tanto en el planteo de la estrategia como en la defensa de los argumentos ante los correspondientes magistrados. Así en una jurisdicción de letrados netamente litigantes, la capacidad de negociar nos permite que cuando la mayoría señala problemas, nosotros tracemos soluciones, y para los supuestos en que no hay posibilidades de negociar, litigamos y ganamos.